Abrir Galería

VIVIENDA UNIFAMILIAR CON PISCINA

El Casar, Guadalajara


Arquitectos Iñaki García Carreras · Juan Utiel González

Colaborador Pedro de Miguel

Proyecto/obra 2004-2007

Estructura ETESA

Instalaciones Nieves Plaza Serrano

Superficie construida 331.80 m²

Promotor privado

Fotógrafo Javier Ortega

La vivienda se encuentra situada en una parcela trapezoidal de una urbanización en las cercanías de Madrid.

Los propietarios, de origen centroeuropeo, querían una casa amplia, con mucha luz pero sin sol directo y desde la que, en algún punto, se pudieran tener vistas de la cercana sierra.

La acusada pendiente de la parcela nos llevó a optar por organizar las diversas estancias en plantas adaptadas a la topografía existente. Así pues, el acceso a la vivienda se sitúa en una cota intermedia y desde aquí, a través de la escalera principal se puede, bien bajar a la zona de estar, o bien subir a la planta de habitaciones y al estudio de planta segunda y la azotea-mirador. Con esta disposición se pretende, a la vez que resolver con naturalidad los problemas derivados de una orografía complicada, mejorar las condiciones de uso de la vivienda evitando, en la medida de lo posible, las subidas y bajadas de tramos largos de escalera en los recorridos habituales.  El garaje se manifiesta como un elemento independiente pero conectado con el resto de la vivienda al nivel del vestíbulo de acceso.

El resultado al exterior es una macla de volúmenes adaptados a la pendiente del terreno intentando huir de una construcción de apariencia monolítica. En cambio al interior se han buscado espacios diáfanos y continuos. Las diferentes estancias se diferencian por sus características espaciales, pero están conectadas visualmente. El espacio en doble altura del salón, al que vuelcan la escalera y la terraza del dormitorio principal, está directamente conectado con el comedor, del que solo le separa una chimenea exenta y giratoria, y con la cocina, que se puede cerrar con unas correderas de vidrio de suelo a techo. Este gran espacio central de la casa se prolonga al exterior a través de los grandes huecos y del porche que lo conecta con la plataforma de la piscina.

En planta primera, separados por la escalera principal, se sitúan zona de invitados y el dormitorio principal, que se amplia al exterior con una amplia terraza descubierta pero protegida de vistas.

Por último, en la planta superior se ubica el despacho, una pequeña pieza acristalada en tres de sus lados, con salida a la cubierta plana transitable desde la que se tienen las deseadas vistas del Sistema Central.

Todos los suelos de la casa son de pizarra negra, tanto dentro como fuera de la vivienda, y todos los paramentos, interiores y exteriores, así como las puertas y los frentes de armarios, son blancos. Se ha eliminando la presencia de los incómodos radiadores de calefacción mediante un sistema de suelo radiante de baja temperatura.

Las carpinterías metálicas son de color gris oscuro y se han revestido las jambas de las ventanas con objeto de enfatizar la visión de los huecos desde el exterior. Se ha dotado a los dormitorios de celosías metálicas correderas y regulables para posibilitar el oscurecimiento gradual de las estancias.