Abrir Galería

NUEVA ESCUELA DE PLATY

Suiza

CONCURSO octubre 2013

El proyecto nace de la adecuación de las edificaciones a las condiciones topográficas y estructurales del lugar de intervención.

Los edificios del colegio y su ampliación se compactan para dejar el máximo espacio libre y permitir que los vacíos verdes entren en la ciudad.

La circulación natural desde el pueblo hacia la zona deportiva atraviesa la parcela en su área central, dejando cuatro zonas diferenciadas. Estas cuatro zonas liberan la circulación en el centro y acogen el edificio del colegio y el volumen de la ampliación dejando dos vacíos de diferente carácter. En uno de los dos espacios se deja el terreno natural acondicionado como zona verde arbolada y el otro se pavimenta y en él se habilitan áreas de juego.

Los espacios libres generados, de importantes proporciones permiten un uso flexible y variado, tanto por sus condiciones morfológicas como por sus diferentes texturas y tratamientos.

Cada uno de los dos espacios libres proyectados servirá de prolongación del resto de lugares de encuentro y transición de la ciudad y servirán de articulación para prolongarlos hacia las zonas deportivas existentes.

Las condiciones topográficas del solar, concretamente la importante pendiente que lo atraviesa de nordeste a sudoeste sugiere un juego de alturas que permita favorecer un buen soleamiento e interesantes vistas para todos los espacios.

El edificio del colegio aprovecha la pendiente para anclarse en el terreno y enterrar el gimnasio, jugando con su doble altura para iluminar los espacios de circulación que dan acceso a las aulas. El volumen de las aulas flota sobre el terreno, siendo la planta baja una prolongación de los espacios libres del solar.

El edificio de la ampliación se plantea como un solo volumen que se adapta a la pendiente enterrando uno de sus lados.

Los dos edificios dialogan entre sí y con su entorno a través de su propia geometría tanto a través de su organización espacial como con el juego de alturas y niveles.

La geometría de los edificios propuestos se define buscando una gran claridad programática y espacial, la irregularidad del solar sugiere organizar el espacio a través de dos volúmenes claros y rotundos.